otro país debe ser posible


cuando leí la noticia el martes pasado pensé que había despertado en otro país. A horas de la sanción de la ley de matrimonio igualitario, surgía un eslabón más en la consolidación de derechos. ¿Por qué no?, me dije incrédula, ¿por qué no? Y me entusiasmé. Pero todo duró un rato, efímero.

Que se entienda bien, lo que, en principio había ocurrido era que el Ministerio de Salud había emitido la resolución 1184 que fija un protocolo de atención de los abortos no punibles para todos los hospitales públicos del país y prohíbe expresamente la exigencia de una autorización judicial. En criollo, el Ministerio estaba haciendo los deberes, saldando una deuda histórica. Pero el gobierno dio marcha atrás diciendo que todo fue un “error”. Esta Guía existe desde 2007 pero algo/alguien hace que nunca llegue a difundirse y a cumplirse. Imaginarán ustedes qué y quiénes.

Repito porque es muy importante poner luz allí: la guía contempla los casos de aborto NO punibles. Es decir situaciones que viven muchas mujeres invisibles en este país y que YA contempla el Código Penal en el artículo 86 desde hace décadas. Apoyándose en este marco legal, la Guía estipula los siguientes casos para que las mujeres accedan a este derecho:

– Si existe peligro para la vida de la mujer.

– Si hay peligro para la salud de la mujer.

– Si el embarazo proviene de una violación.

– Si el embarazo proviene de un atentado al pudor sobre una mujer idiota o demente.

Como detalla Mariana Carbajal en su nota:

La Guía hace una interpretación amplia de las excepciones previstas en el artículo 86 del Código Penal, y en ese sentido deja claro que cualquier mujer que resulte embarazada en una violación tiene derecho a un aborto en un hospital público. También establece que las adolescentes mayores de 14 años no necesitan de la autorización de sus padres para acceder a un aborto permitido. Está contemplada la objeción de conciencia, pero a título individual y no puede ser nunca institucional, es decir, todo hospital debe garantizar la práctica. Los profesionales de la salud que obstruyan arbitrariamente la realización de un aborto permitido, incurran en maniobras dilatorias, suministren información falsa o se nieguen injustificadamente a practicarlo “podrán ser responsables penal, civil y/o administrativamente por el incumplimiento de sus obligaciones en el ejercicio de la medicina o de la psicología”.

Por caso, en la ciudad de buenos aires, hace años y años que se viene debatiendo el tema en las distintas comisiones de la Legislatura y nunca llega a votarse en el recinto porque siempre encuentra trabas de los más insólitas (en sintonía con las que hemos escuchado y leído en la discusión por el matrimonio igualitario). En este contexto, esta Guía, desde el paraguas de la legislación nacional, brindaría el parámetro necesario para que en los hospitales las mujeres (a los cuales, en su gran mayoría, acuden aquellas de bajos recursos) puedan tener acceso a este derecho.

Hoy en día, la realidad trágica que viven cientos de mujeres, adolescentes y niñas, está mediáticamente reflejada en Córdoba con el caso de la niña de 11 años, violada por un vecino, cuya familia analiza la posibilidad del aborto.

“El derecho de las mujeres de acceder a los abortos previstos por el Código Penal constituye propiamente un derecho humano de orden constitucional” dice la Guía. Por eso es que interpelo al gobierno de CFK, autoproclamado defensor de los derechos humanos, para que nos explique cómo y por qué este asunto no figura en su agenda inmediata.

Anuncios

Un pensamiento en “otro país debe ser posible

  1. elsi

    El problema no se encara desde lo humano y lo social. Son muchas las presiones que hacen virar el objetivo para obtener rédito político.
    Las mujeres mas humildes son las que necesitarían esta contención y ayuda, sin embargo siguen estando desprotegidas por las entidades responsables.
    El artículo nos ayuda a concientizarnos y a comprobar que se puede intervenir y presionar para que haya cambios.
    Todos deberíamos comprometrnos para disfrutar y vivir “EN ESE OTRO
    PAíS QUE DEBE SER POSIBLE”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s