oxígeno en el techo – la propiedad común es viable


IMG_0173

En épocas de blancos muy blancos y negros extremadamente opacos, quiero aplaudir (clap, clap, y muchos más clap) el nuevo Nobel de Economía otorgado a Elinor Ostrom (76). Por primera vez, desde 1969, lo recibe una mujer, y luego de muchas cucardas neoliberales, la dama es galardonada por un trabajo, que nos ventila las ideas y nos dinamita la manía binaria de construir pensamiento. En fin: nos da lucecita en el túnel.
Las teorías de Ostrom se centran sobre la gestión de recursos naturales de manera sostenible. A lo largo de su carrera ella ha hecho numerosos estudios acerca de la gestión de los usuarios de los stocks de pastos, pesca, bosques y lagos, y demostrado que ellos desarrollan a menudo sofisticados mecanismos para la toma de decisiones y refuerzan la regulación para manejar los conflictos de interés, quid de las normativas que promueven el éxito (así lo explica la gente del Nobel en sus fundamentos del premio). Ergo: sí, es viable la propiedad autogestionada.

Aquí Mario Bunge se pregunta: “¿Cuál es el principal mérito académico de la doctora Ostrom, profesora en Indiana University? Que estudió y propició la autogestión del bien común, tal como lo viene haciendo todos los jueves a mediodía el Tribunal de Aguas de Valencia, desde que lo instalaron los moros en el año 960. ¿Por qué importa este aspecto de la obra de Ostrom? Porque ha sido ignorado por casi todos los economistas políticos, no sólo los viejos conocidos de la derecha, sino también los marxistas, siempre enemigos de las cooperativas”. Y concluye: “Era tiempo de que el Premio Nobel lo ganase quien cree que la economía y la política pueden ser beneficiosas para la mayoría si reemplazan el pesimismo de Hobbes por el optimismo de Rousseau, y la incompetencia del asesor financiero por la competencia del almacenero de la otra cuadra.”

Gargarella. al ritmo de “qué grande sos”, manifiesta aquí su alegría por tan merecido premio.

Amigas y amigos, Ostrom tira abajo un postulado que nos hace sentir que el camino es estrecho, y el mundo reducido, cuando es obvio (bueno no siempre es tan fácil verlo) que ¡no puede ser así de limitada la cosa! Ostrom demuestra que hay más maneras con matices y diversidades. Nos invita a ser optimistas y apostar por la construcción de autonomía. No es poco, ¿no? ¡Eso sí que es para celebrar! ¡Bravo por el rango de nobelísima!

¡Salud Elinor!

Anuncios

Un pensamiento en “oxígeno en el techo – la propiedad común es viable

  1. susana

    entiendo que es bueno rescatar este reconocimiento que extiendo a las muchas mujeres que desde la economia han desarrollado ideas creativas que nunca fueron reconocidas con un Nóbel.
    Para emitir juicios de valor acerca de sus teorias estoy buscando antecedentes de lo que fue escribiendo estos ultimos años. Por otra parte, dejando fuera las ideologías, lo que aparece es una cierta postura frente a la ineficiencia del Estado, ese tema es el que merece mas analisis.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s